Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 21 de Febrero de 2003

K2 invernal: El maldito viento

Por Angela Benavides  | 

Estaban montados y abastecidos los campos, fijadas las cuerdas, previsto el vivac... la expedición de Wielicki se encontraba a un paso de la cumbre del K2. Y , a un paso de conseguir lo imposible, se desató el peor temporal de los últimos cuatro años en el Karakorum.

www.rp.pl 
Recogiendo nieve para fundir junto al Campo III 

Ahora, enfermos, desanimados y ateridos, escuchan la sentencia condenatoria en forma de parte meteorológico: el viento no amainará hasta finales de febrero.
Tras semanas de luchar a brazo partido contra la ventisca que destrozaba las tiendas y amenazaba con levantarles del suelo, el frío inhumano, las continuas avalanchas y la nieve profunda, cuando comenzaban a pensar en el éxito de la que sería la primera ascensión de un ochomil del Karakorum en invierno, y para más datos del K2 , llega la ‘madre de todas las tormentas’, con vientos de 184 km/h en altura. Demasiado incluso para ellos.

www.rp.pl 
Macek, aguantando el frío en el Campo III 

Hasta que llegó el aviso desesperado del meteorólogo pakistaní que les envía predicciones cada poco tiempo, los expedicionarios habían avanzado a buen ritmo, dadas las difíciles condiciones ambientales y la marcha de tres componentes de la expedición. El pasado fin de semana, a pesar del fuerte viento, Wielicki partió solo hacia el Campo IV, el último antes de la cumbre, con la intención de pasar la noche ahí y conseguir la aclimatación necesaria para el asalto final. Petrik, ras una noche tiritando en el Campo III a –29 grados, no se había recuperado. Denis Urubko no quiso emprender la ascensión solo: “Demasiada locura. Espero ser padre este año”. El kazajo se desesperaba ante una situación paradójica: la ruta estaba equipada, solo quedaba la cumbre, y entonces se dan cuenta de que ningún alpinista, como no fuera el mismo Wielicki en solitario, estaba listo para el asalto definitivo.

Por si fuera poco, Derek y Macek abandonaron el martes el Campo III, dejándolo así sin protección frente a los vientos huracanados que ya habían destrozado por completo otro campo.

Entonces llegó la advertencia del meteorólogo: vientos huracanados se aproximaban a la vertiente norte del K2, donde se encuentra la expedición, con una fuerza extraordinaria incluso para el invierno.

www.rp.pl 
La arista del K2 

Ante la insistencia, el mismo Krzistof Wielicki se lo tomó en serio y bajó, desde el campo II. Efectivamente, inmediatamente después se desató un temporal que, sencillamente, según describe Urubko: “Borró el mundo de nuestra vista”. El viento era tan fuerte que Denis escribía a duras penas en un ordenador que ‘saltaba con la mesa sobre la que estaba apoyado como si estuvieran embrujados, a pesar de que la tienda estaba cerrada por completo”. Los expedicionarios, afectados por congelaciones en los pies, tuvieron que ir uno a uno descendiendo desde el Campo Base Avanzado (5.100 metros; -30 grados) al Campo Base Chino.

El miércoles 19, haciendo balance de la situación, las cosas estaban así: solo tres expedicionarios son ya físicamente capaces de volver a ascender y de optar a cumbre. Se trata de Wielicki, Urubko, y Kaczkan (quie, por cierto) nunca ha subido antes a un ocho mil. Pero eso será, claro, cuando el viento amaine –las previsiones hacen temer que puede no amainar hasta finales de febrero-. Y si, para entonces y contra toda previsión, los campos de altura y las cuerdas fijas aún siguen ahí. Mal están las cosas, pero nadie ha dicho una palabra sobre abandonar.

Denis Urubko para www.russianclimb.com
Más información: www.rp.pl


Síguenos

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Artículos más recientes

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International