Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 11 de Diciembre de 2000

Una primera mundial, seis expediciones al Everest y un sueño cumplido.

Por Arancha Vega Rubio  | 

Los actos previstos en la vigesimocuarta edición de la Semana de Montaña continúan sucediéndose con éxito, teniendo como principal atractivo el gran nivel alpinístico de los ponentes.

 
La escaladora oscense Cecilia Buil, abriendo en El Capitán, Yosemite 

Cecilia Buil, el afamado alpinista Oscar Cadiach y el escalador Xavi Vilella, protagonista de la apertura de "L´alquimista", en Borneo, han estado en Gijón realizando proyecciones de algunos de sus mejores logros deportivos.

La escaladora oscense, considerada como una de las grandes escaladoras del país, mostró, durante su proyección, el desarrollo de la expedición en la que lograría la primera mundial al "Gigante", la vía Simuchi (VI, 1.000m. 6b/A4+): corría el año 1998 cuando Cecilia viaja por primera vez a Chihuahua (Méjico) con el fin de lograr una ascensión de gran dificultad en una gran pared. Al año siguiente, 1999, vuelve con la intención de repetir la ascensión a esta impresionante pared "una ascensión muy particular ya que en sólo dos largos ya te encuentras a 300 m del suelo debido a la forma ovalada del valle. El tercer largo, de una dificultad de 4+ es de una peligrosidad elevada debido a la gran cantidad de bloques allí presentes. Un percance en el quinto largo con el taladro, fuerza una bajada de la pared inesperada. Una semana después se produce el reencuentro con la pared, habiendo dejado habilitadas un par de cuerdas fijas para facilitar la subida.

La escaladora oscense, considerada como una de las grandes escaladoras del país, mostró, durante su proyección, el desarrollo de la expedición en la que lograría la primera mundial al "Gigante", la vía Simuchi (VI, 1.000m. 6b/A4+): corría el año 1998 cuando Cecilia viaja por primera vez a Chihuahua (Méjico) con el fin de lograr una ascensión de gran dificultad en una gran pared. Al año siguiente, 1999, vuelve con la intención de repetir la ascensión a esta impresionante pared "una ascensión muy particular ya que en sólo dos largos ya te encuentras a 300 m del suelo debido a la forma ovalada del valle. El tercer largo, de una dificultad de 4+ es de una peligrosidad elevada debido a la gran cantidad de bloques allí presentes. Un percance en el quinto largo con el taladro, fuerza una bajada de la pared inesperada. Una semana después se produce el reencuentro con la pared, habiendo dejado habilitadas un par de cuerdas fijas para facilitar la subida.

"Ya con ganas de salir de ese largo, un bloque se desprende y está a punto de impactar en la cabeza de Carlos. Continúa la progresión y se pasa ya a una escalada más artificial: cualquier gancho por poco que entre, se queda bien por ser roca muy dura, y aparte, aquí las fisuras son impracticables. Algunos largos piden algo de escalada libre: sólo hasta los últimos 150 m la pared está lisa y apenas hay fisuras. La fiebre de cima llega y la impaciencia se apodera de la cordada. El ultimo vivac se sitúa a 50 m de cima y la vista de la pared es impresionante. Un último largo con mucha tierra y arbustos pone fin a una gran ascensión". Esta vez no hay multitud, como el año anterior en la que se encontraban en la cumbre 15 personas esperando por la cordada. Una sensación de silencio y tranquilidad permitieron a los escaladores disfrutar de un último vivac en la cima.

 
Atravesando la Cascada de Hielo del Khumbu, camino de la cima del Everest (8.848 m) 

La larga experiencia y los logros obtenidos en la vida alpinística de Oscar Cadiach, primer español que alcanza la cumbre del Everest en dos ocasiones y sin oxígeno fueron suficientes para que el público abarrotara el Teatro Jovellanos, sede de la Semana de Montaña, para poder contemplar su proyección: " 15 años del Everest (8.848 m) ": en los años 1983, 1984 y 1985 el alpinista se dirige hasta el Tibet con el fin de lograr la ascensión al Everest, convirtiéndose así en el primer occidental que alcanza la cumbre por la parte tibetana. "Era junio, temporada monzónica. Desde el campo base, que es el mismo que Mallory e Irvine utilizaron supuestamente en las expediciones de 1921, 1922 y 1924, se puede contemplar el Chomolunga. A 7000m de altura en el Collado Norte se inicia de nuevo la ascensión para continuar al día siguiente hasta los 7800 donde se aprovecha para descansar. A continuación se procede a buscar un campamento a 8.450 m de altura cerca de las bandas amarillas. Una vez superados el primer y segundo escalón, restan 150 m de desnivel que se traducen en seis horas de duro esfuerzo debido a la cantidad de nieve acumulada. Es el 28 de Agosto de 1985 cuando tres componentes hacen cumbre siendo, además, la primera vez que un sherpa sube por la parte tibetana."

 
El alpinista Oscar Cadiach, en el Teatro Jovellanos, de Gijón, donde presentó su proyección "15 años del Everest" 

Durante la proyección Oscar Cadiach también relató su expedición al Everest de 1993, en la que se corona la cumbre a través de la vertiente nepalí de la montaña: "Es en la primavera de 1993 cuando con un Everest muy pelado se accede desde la parte nepalí. Desde el campo base se observa la nube bandera, nube que imprime un microclima a las inmediaciones de la cumbre y que hace desistir a muchas expediciones. El Sagarmatha -nombre nepalí de la montaña- cuenta este año como objetivo de nuestra expedición con un jefe honorífico muy especial: Sir Edmund Hillary.

Esta ascensión tiene tres objetivos: un homenaje al 40 aniversario de la montaña, una expedición ecológica con el fin de retirar bombonas de oxígeno y la filmación de una película, todo ello sin oxígeno artificial. La llegada al campo base, situado frente a la cascada del Khumbu, sumerge a la expedición en el objetivo de cumbre. Iniciada la marcha y tras la cascada se llega al Valle del Silencio, en la base del Lhotse. Es en el mes de mayo cuando una mejoría del tiempo permite intentar la ascensión, y se continúa hacia el collado Sur. Situar un campamento a 7.500 m de altura es una tarea complicada. Una rápida progresión y situados ya a 8.500 m, permiten, gracias a la mejoría del tiempo, contemplar la belleza del Lhotse. Sólo dos componentes aguantan el esfuerzo y a una hora de cima otro más se retira, debiendo efectuar, el único integrante restante, Oscar Cadiach, la ascensión en solitario. Pasando el escalón Hillary, hace cumbre. Tiempo para una autofoto y una fugaz mirada alrededor es lo suficiente como para emprender la bajada ya que un minuto más de lo necesario puede ser lo suficiente como para no regresar nunca. Momentos de intranquilidad recorren el cuerpo hasta que ya se ve a los compañeros a unos 200 metros más abajo. El Everest una vez más había permitido una gran ascensión."

 
El Pico Sur del Kinabalu (4.001 m)en la isla de Borneo, Malaysia 

El viernes 8 de diciembre le tocó el turno al escalador de Figueres (Gerona), Xavier Vilella, jornada en que relataría su expedición a Malaysia, concretamente a la isla de Borneo y en la que realizaría la apertura de una vía en una pared inédita, la "gran pared de Borneo", a través de la vía "L´Alquimista". Una gran pared de 800 metros que acaba en la cima del pico "Donkey Eras", en el monte Kinabalu, objeto de los sueños de Xavi desde el año 1997. Así, en la primavera de este año 2000 él y cuatro compañeros parten hacia Borneo con tiempo suficiente como para afrontar con total tranquilidad la vía, aunque la llegada de una expedición inglesa con su mismo objetivo les obliga a cambiar los planes y acelerar el ritmo. Con la ayuda de veinte porteadores suben los más de cuatrocientos kilos de material por un camino muy marcado, "son más de 2000 m de desnivel que pesan en las piernas, y por supuesto, en la espalda. La pared emerge desde el fondo de una gran garganta, y bajar hasta su inicio no es nada fácil.

La constitución del terreno, de estructura granítica, forma grandes riadas en caso de lluvia y estar en medio de una gran garganta no es nada seguro, y menos ascender por ella. Es por eso por lo que se ha de asegurar el descenso." Finalmente los escaladores montaron 300 m de cuerda fija hasta el pie de vía. El sueño comienza y la fijación de los primeros seguros y fisureros les llena de ilusión. Se sucede tanto escalada en libre como en artificial, pero los largos son dificultosos. En el momento en que llueve se forman cascadas a lo largo de la pared y las condiciones en la hamaca son pésimas hasta el punto de padecer hipotermia: han de descender para volver a remontar la garganta y descansar en el refugio. El tiempo mejora tras el descanso y abren el tercer y cuarto largo. Hay que incrementar el ritmo de escalada: se hacen turnos de diez horas por escalador y se continúa abriendo. Hay noticias de que los ingleses acaban de llegar a la isla - momento de cambiar la táctica- se desequipa toda la bajada de cuerdas fijas hasta la garganta y también los tres primeros largos. Hay que buscar un nuevo acceso hasta la progresión de vía, y gracias a un hombro situado a la izquierda de la pared, montan tres rápeles en diagonal. La ventaja de tiempo ha de ser lo más holgada posible para llegar a la cima los primeros. Todo esto es inútil ya que los ingleses han elegido un mal acceso hasta la vía desesperan en el intento debido a la dificultad de la pared. La cordada española continúa progresando por fisuras en diagonal, hasta llegar al duodécimo largo, el más bonito de la vía. Carlos y Pep, dos de los integrantes de la expedición ya están arriba y Xavi y Xavier llegarán cuatro horas más tarde: "es una ilusión muy grande". Después de tres años lo consiguieron, poniendo así fin a 26 días de escalada.

Javier
Vocal de Comunicación de la Agrupación Montañera Astur Torrecerredo


Artículos relacionados


Síguenos

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Artículos más recientes

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International