Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 27 de Abril de 2004

Feijoo persiste en su sueño del Everest pese a la diabetes

Por   | 

La diabetes no impedirá a Iosu Feijoo acometer un nuevo intento por cumplir su sueño de escalar el Everest. Una sola administración de insulina al día permite al alpinista mejorar su calidad de vida hasta el punto de lanzarse a su tercer intento de hollar la cima del Sagarmatha, hacia donde partió recientemente como miembro de la expedición Euskaltel.

 
Iosu Feijoo, escalando en roca 

El ejercicio físico, contraindicado hace algunas décadas para quienes sufrían diabetes, se ha convertido hoy en una de las claves para el tratamiento de esta enfermedad al mejorar la tolerancia a la glucosa y disminuir la resistencia a la insulina. El alpinista vasco es un ejemplo extremo de superación de la enfermedad y de lucha por lograr una verdadera calidad de vida.

Montañero desde los 14 años e insulinodependiente desde los 23, Feijoo es uno de los pocos deportistas del mundo y el único diabético que ha conseguido los "Dos Polos Geográficos". Ahora, con 38 años, y tras haber escalado grandes cumbres en todo el mundo, sus ilusiones, su preparación física y mental, y un nuevo tratamiento con insulina glargina que le garantiza un mejor control de su enfermedad, le han llevado a encabezar junto a su compañero Ion Goikoetxea la Expedición Euskaltel al Everest 2004, que pretende coronar el "techo del planeta" el próximo mes de mayo.

 
En la cima del Mont Blanc 

Durante la Expedición al Everest (8.848 metros), Feijoo se mantendrá en contacto diario con su endocrino en España para un riguroso control médico. “Tengo conocimiento de la cumbre, de mi enfermedad y la confianza de un nuevo tratamiento a base de insulina glargina que será mi seguro de vida para afrontar situaciones extremas en alta montaña, como por ejemplo durante las doce horas finales de ataque a la cumbre”.

Uno de los objetivos claves del tratamiento de la diabetes es alcanzar y mantener un nivel de glucosa sanguínea lo más próximo posible a la normalidad -es decir, a los niveles de cualquier persona no diabética- y que nunca supere el siete por ciento. El mal control glucémico es el responsable de la mayoría de las graves complicaciones diabéticas crónicas, como pueden ser la ceguera o enfermedades coronarias, renales o cerebro-vasculares, entre otras.

Insulina glargina

La novedad farmacológica de la insulina glargina -insulina basal de acción prolongada- es que, con una única inyección al día, procura una liberación constante durante 24 horas y permite mantener un mejor control glucémico, algo vital para evitar episodios hipoglucémicos y sus complicaciones asociadas.

Feijoo transmite su optimismo y recuerda a los diabéticos que, a pesar de ser una enfermedad crónica, con los nuevos tratamientos se puede hablar de calidad de vida: “No todo el mundo ha de ponerse como meta escalar montañas. Basta con plantearse y conocer sus propios límites y esforzarse por vivir superándolos para alcanzar los retos de cada uno”.

 
El Everest desde el collado norte 

La diabetes en España y en el resto del mundo

Según los últimos datos hechos públicos con motivo del Día Mundial de la Diabetes, celebrado el pasado 14 de Noviembre, en España hay casi cuatro millones de diabéticos, lo que supone el 9,9 por ciento de la población. La misma organización asegura que la mitad de los diabéticos españoles aún está sin diagnosticar. En cuanto al desarrollo de la enfermedad, las cifras demuestran que en España la diabetes ha aumentado en dos puntos y medio con respecto al año 2000, situando a nuestro país en el décimo puesto en el ránking mundial de incidencia.

Según los últimos datos aportados por la Organización Mundial de la Salud, esta enfermedad afecta aproximadamente a un cuatro por ciento de la población mundial, pero los expertos advierten que en los próximos años el número de personas con diabetes podría pasar de los 194 millones que se registran a día de hoy a 333 millones.

La diabetes es la cuarta causa de mortalidad en la mayoría de los países desarrollados. En total, el 40 por ciento de pacientes diabéticos desarrollan complicaciones asociadas con esta enfermedad a lo largo de su vida. Un mal control glucémico y, en menor medida, una dieta pobre, el tabaquismo y la falta de ejercicio, se asocian con un riesgo más elevado de desarrollar complicaciones.


Síguenos

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Artículos más recientes

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International