Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
  • Ayuda
  • Mi Cuenta
      Mi Cuenta
      Dirección de email:
      Contraseña:
      ¿Eres nuevo cliente?
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 21 de Septiembre de 1999

Los 2.700 metros de la Cara Norte del Eiger

Por Arancha Vega Rubio  | 

Jordi Tosas y Jordi Corominas son, posiblemente, los primeros gu√≠as espa√Īoles en llevar un cliente a la Cara Norte del Eiger. Una de las caras nortes de los Alpes m√°s m√≠ticas y a la vez t√©tricas de la historia del monta√Īismo. La traves√≠a dur√≥ dos d√≠a y transcurri√≥ sin contratiempos.

Foto: Colecci√≥n Jordi Tosas 
Cara Norte del Eiger 

La Norte del Eiger es una de las paredes m√°s atractivas precisamente por la dificultad que conlleva. Escalarla no es nada f√°cil y hay que estar preparado. Pero a veces no basta con estar seguro de uno mismo.

Estos dos gu√≠as de alta monta√Īa forman parte del equipo de la Compa√Ī√≠a de Gu√≠as Valle de Benasque. Esta ha sido la primera ascensi√≥n de una nueva compa√Ī√≠a que se llama ABO (el √ļltimo de los grados de escalada "abominablemente dif√≠cil") y trabajar√° para otras compa√Ī√≠as en ascensiones como la Norte del Eiger, Yosemite, Patagonia... Su intenci√≥n es la de buscar un nivel europeo de gu√≠as de Alta Monta√Īa, como alpinistas profesionales quieren aceptar el compromiso de ejercer de gu√≠as de alto nivel. Para ir con ellos, la exigencia es reunir las caracter√≠sticas t√©cnicas que requiera la ascensi√≥n a realizar. La idea es garantizar que el cliente est√© seguro durante toda la ascensi√≥n, que no tenga que hacer de primero y que salga ileso de la pared. Para una escalada como la de la Norte del Eiger, donde una retirada es muy dif√≠cil, se opta por que sean dos gu√≠as los que realicen la ascensi√≥n, para garantizar el √©xito.

LA ASCENSI√ďN

Camino del Eiger, la √ļltima ciudad antes de adentrarse en las monta√Īas es Interlaken (Suiza); el siguiente pueblo -muy tur√≠stico- es Grindelwald donde se eleva la Norte del Eiger. Se ve grande, muy t√©trica, oscura, h√ļmeda y a la vez siniestra por toda la leyenda que la rodea; pero uno no se da realmente cuenta de lo grande que es hasta que est√° metido dentro. Este es un proyecto que una vez lo tienes delante te encoge un poquito el alma, y es que cada vivac, cada tramo, tiene un nombre y una historia detr√°s.

Foto: Colecci√≥n Jordi Tosas 
Momento de la ascensi√≥n. 

Llega el momento de esperar... Meterte en la Norte con mal tiempo es "optar a un fregado muy potente -comenta Jordi Tosas- porque es muy difícil bajar". Aparte de su envergadura, tiene mucho tramo en horizontal; un abandono no significa rapelar, sino desescalar. Buen tiempo no quiere decir un sol radiante y temperaturas altas, sino las justas, porque ya que se va a realizar la ascensión por terreno mixto hay que procurar que la roca sea roca y la nieve, nieve. Al tener tanto desnivel (1.500 metros), la parte de arriba de la pared se mantiene mucho más fría que la de abajo. Si hace mucho calor empiezan a fundirse los neveros somitales y mojan toda la roca, además las piedras se desueldan y caen.

Ha llegado el momento. El clima y el estado f√≠sico parecen indicar que es hora de atacar la pared. Desde Grindelwald tomaron un tren hasta Klein Scheidegg y de ah√≠ hasta Eigerglechter, donde durmieron. El d√≠a siguiente lo recibieron con un buen madrug√≥n, hab√≠a que atravesar el t√ļnel del tren y al salir al Stollenlock para estar metidos en la pared. Por este camino evitaron la escalada del z√≥calo y tener que dormir, bien en el t√ļnel del tren, bien en el vivac de las golondrinas. El z√≥calo es una zona de tercer grado -en su mayor√≠a trepadillas-, con alg√ļn paso de cuarto y mucha piedra suelta. A partir del Stollenlock la v√≠a empezaba a derivar hacia la izquierda primero -son unas rampas de tercer y cuarto grado- y justo casi por encima de La Primera Torre volv√≠a hacia la derecha a buscar la Fisura dif√≠cil. Este es el largo clave antes de la Traves√≠a Hinterstoisser. La Fisura Dif√≠cil es un largo de IV+ en la que encontraron alg√ļn pit√≥n; al salir de la Fisura Dif√≠cil toparon con unas zonas "bastante facilitas" de IV grado que les llevaron hasta la Traves√≠a Hinterstoisser, que est√° equipada entera.

Al salir de la Hinterstoisser vieron un peque√Īo vivac -muy peque√Īo- en el que cab√≠an dos personas sentadas. Cuatro largos verticales m√°s arriba les llevaron al segundo nevero -el primer nevero ha desaparecido desde hace ya unos dos a√Īos por la regresi√≥n glaciar y el aumento de las temperaturas-. Ah√≠ empezaba un flanqueo de entre seis u ocho largos a lo largo del segundo nevero. Este mes de septiembre Tosas y Corominas lo encontraron muy duro, todo era hielo negro lo cual convirti√≥ esta parte -que suele ser la m√°s r√°pida-, en la m√°s fatigosa. Al final del segundo nevero llegaron al Vivac de la Muerte. Ah√≠ durmieron los tres, es un lugar donde caben bien cuatro personas estiradas. Hasta aqu√≠ el primer d√≠a.

Foto: Colecci√≥n Jordi Tosas 

Al salir del Vivac de la Muerte les esperaba el tercer nevero y después de dos largos horizontales, La Rampa. Esta es la parte más difícil de toda la ascensión y lleva hasta La Travesía de los Dioses. Al superar la Rampa, donde la dificultad se concentra especialmente en un largo desplomado, llegaron a otro nevero. Un largo sobre el hielo y comenzaron un flanqueo hacia la derecha seguido de un largo vertical que les llevó al vivac de los Dioses. Tras el vivac, llegaron a la Travesía de los Dioses. Una travesía fácil -de hasta IV grado-, que realizaron con la presión de saber que no podían caerse, porque hubieran quedado colgados en los desplomes y no hubieran podido volver a subir.

La Ara√Īa es el √ļltimo de los glaciares que atravesaron colgados. Lo atravesaron con un largo de cuerda y lo subieron con otro largo. Aunque se las conoce como Fisuras de Salida, Jordi Tosas piensa que ser√≠a mejor llamar Canales de Salida; se refiere a la zona que hay despu√©s de la Ara√Īa. Cinco o seis largos en vertical les acercaron al Vivac Corti que, en realidad no es un vivac porque si tuvieras que pasar la noche estar√≠as colgado de la pared. Dos largos por el espol√≥n de salida y tres por unas placas bastante descompuestas les llevaron hasta la nieve de la arista Mittellegui, a tres largos de nieve de la cima. Un segundo vivac en la cima y s√≥lo les restaba descender por la v√≠a normal (5 horas de bajada y 1.600 metros de desnivel).

En la pared encontraron restos de material antiguo por todas partes. Incluso el mismo equipamiento de la v√≠a -exceptuando algunos parabolts que se deben haber puesto para alguna pel√≠cula-, es justo, viejo y peligroso. Para repetirla -comentan-vale la pena llevar un juego de friends, alg√ļn empotrador y tornillos de hielo. Adem√°s, la mayor√≠a de las reuniones hay que reforzarlas. Es aconsejable llevarse crampones autom√°ticos ya que hay que hacer muchos cambios y dos pinchos -piolets- buenos.


Síguenos

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías







Artículos más recientes

Suscríbete y ahorra
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras ofertas y promociones.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
Ayuda
  • Cómo comprar
  • Ll√°manos al
    902 14 8000
    Tarifa plana: 974 215 497
    (Horario: L-V de 9h a 19h)
España  |  France  |  Deutschland  |  International