Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 01 de Agosto de 2008

Primer descenso integral con esquís de la pared central del Diamir en el Nanga Parbat

Luis Stitzinger, del equipo Dynafit, acaba de descender la pared de Diamir del Nanga Parbat con esquís. El alemán consiguió un ascenso express en 22 horas, y después, sorteando seracs y grietas, realizó este primer descenso directo que le depositó en la base de la montaña, 4.000 metros de tapia vertical más abajo, en tan solo 2 horas. 24 horas ascenso/descenso

Tras 8 semanas de expedición, y casi dos cimas, el muniqués Luis Stitzinger, del equipo Dynafit, consiguió el primer descenso directo de la vertiente de Diamir. Por el centro de la pared, esquivando seracs. En realidad, no es el primer descenso con esquís del Nanga, ya que Kammerlander y Wellig bajaron por la ruta Kinshofer, la normal, en 1.990, partiendo de la cima norte, a 8.070 metros de altura. Pero nadie se había atrevido a meterse por la vertical pared central.

La actividad es increíble. Primero resumimos la expedición, después traducimos la crónica que nos envía Luis desde el campo base. Las fotos están a baja resolución, y son pocas, pero nos ha prometido enviarnos más y de mejor calidad en cuanto pueda.

Un pequeño resumen, la actividad es larga: El 21 de junio, Luis con sus compañeros alcanzó la cima del Nanga, la primera de la temporada. No contento, se fue con Joe Lunger a intentar la todavía inescalada arista Mezano, de 10 kilómetros de longitud, y tras 7 días de escalada, alcanzaron la segunda mayor altura en ella de la historia, con pasos de VI, M4 y A3, (y los esquís a la espalda...) pero se vieron obligados a descender. Y entonces, para rematar, parte del campo base y en tan solo 22 horas non stop se queda en el punto más alto de la pared, en donde tiene que empezar a esquiar, a tan sólo 300 metros de distancia de la cima (distancia, no desnivel), y en 2 horas realiza el primer descenso con esquís de la tapia.

¿Alguien da más? Asombroso.

El día de la primera cima, (21 de junio) 9 miembros del equipo Amical y 6 del DAV Summit Club salieron del campo 4 hacia cumbre. Finalmente, a las 16:30, Rainer Pircher, Thomas Streng, Luis Stitzinger (jefe de expedición del DAV Summit Club), Alix von melle, Helga Söll, Jürgen Greher, Josef Lunger, Florian Hübschenberger, Daniele nardo y Mario Panzeri, consiguieron coronar el Nanga Parbat, en medio de un tiempo espléndido. Una hora tardía, que les permitió tener la experiencia de un atardecer desde 8.000 metros, pero que les obligó a bajar la pared en la oscuridad. Una gran noche de mucha visibilidad hizo que a las 22:00 horas ya alcanzaran el campo 4, y dos días después el campo base.

Luis acarreó los esquís, pero la mala calidad de la nieve hizo que tuviera que bajar con ellos a la espalda.

Pero aquí no acabó la cosa. Luis Stitzinger y Joe Lunger decidieron que había temporada de sobras para intentar algo más. Por supuesto, Luis llevaba en mente el descenso con esquís, pero querían algo bueno para el ascenso: conseguir la primera travesía completa de la arista Mazeno, hasta la cima, a 8.125 metros de altura ¡10 km de arista desde el valle hasta los 8.000 metros! Divide el valle de Diamir y el de Rupal. Tiene 8 cimas individuales por encima de los 7.000 metros. Gente como Doug Scott, Jean Troillet o Woiteck Kurtyka han intentado este kilometraje, pero quedaron lejos del éxito. Los americanos Doug Chabot y Steve Swenson fueron los que más cerca se quedaron, en 2.004, al alcanzar el collado Mazeno, a tan solo un día de cima, y afirmaron que se habían encontrado con dificultades de VI, M4 y A3.

Aprovechando la perfecta aclimatación que tenían al haber alcanzado la cumbre, el día 2 de julio Luis y Joe parten hacia la arista. Llegan hasta el Karó Pass, y continúan hasta el collado Mazeno, pero antes de alcanzarlo siguen la arista hacia la izquierda y alcanzan la línea principal de la arista Mazeno 3 cimas antes que la línea que siguieron Chabot y Swenson en 2.004, lo que les alargó la cresta varios kilómetros. El 7º día de escalada hacen cumbre en la Punta Mazeno (7.145 m), muy lejos aún de cima, se quedan sin provisiones, y se ven obligados a cruzar hasta la ruta en solitario que empleó Messner, y tras 8 horas de descenso entre grietas y seracs, llegaron al campo base.

Pero siguen sin conformarse, y tras descansar unos pocos días, Luis sale para cima otra vez, con la sana intención de descender con esquís, por el centro de la tapia del Diamir. Se prepara unos días, realizando descensos desde el campo 3 (6.810 m), con zonas de 60º y mucho hielo, pero consiguiendo esquiar cada metro.

El tiempo se le acaba, así que sin pensárselo dos veces, sale para cima. En 6 horas llega al campo 2, a 6.070 metros. A las 18:00 horas, de noche (pensó que era más seguro para evitar los desprendimientos del corredor), continúa y en 3 horas y media llega al campo 3 (6.800 metros). Pero no para, y sigue abriendo huella hasta el campo 4 (por este terreno hace 2 semanas que no transita nadie), a 7.200 metros. Según Luis, las cuerdas fijas están enterradas, y él va hundido hasta la rodilla.

Las bajas temperaturas de la noche le obligan finalmente a hacer un agujero para guarecerse y esperar a que salga el sol. Con el primer rayo, Luis se encamina hacia la pared cimera, hasta que llega a 300 metros de distancia de cumbre (distancia, no desnivel), ya en la arista cimera, y el cansancio de la ascensión non stop le hace tener que tomar una decisión: o llegar por segunda vez a cima, o descender con esquís. Fuerzas para las dos cosas no tiene. Como el descenso de la pared con esquís comienza en el punto en el que está (es decir, va a descender la tapia completa), y 3 semanas antes ya ha hecho cima, no tiene ninguna duda en elegir el descenso con esquís. Así que, tras 21 horas de ascenso desde el campo base, se calza las tablas, y se tira.

La navegación no es fácil por esa pared. Desde abajo, o en la foto, uno ve el camino, pero desde arriba uno no sabe por donde ir. Así que la ruta la eligió Joe desde el campo base, siguiendo el descenso con prismáticos e indicando a Luis por donde tirar. Esto le evitó meterse en la madre de todas las embarcadas. Primero el corredor de cima, después el laberinto de seracs, grietas y pasos de hasta 55º. El paso más complejo fue “la escalera”, una zona muy estrecha de 55º, que para mayor complicación estaba formado por una cascada de seracs.

En 2 horas terminaba el descenso, y se encontraba a 4.500 metros, completando un ascenso-descenso del Nanga Parbat en tan solo 24 horas y 33 minutos.

Una actividad increíble que nos deja anonadados en su conjunto. Primera cima de la temporada. Después, 7 días de escalada en la arista Mazeno, alcanzando el segundo punto más alto de la historia. Después, descenso, y varios ascensos hasta el campo 3 para descender con esquís la ruta normal desde ahí. Luego, un ascenso desde el campo base hasta la arista cimera en 22 horas. Y finalmente, el primer descenso de ala pared de Diamir, en tan solo 2 horas.

Bravo. Desde aquí nuestra enhorabuena a Luis.


Luis, con la tapia y la ruta esquiada detrás. Impresionante


Luis, esquiando en la ruta normal desde el campo 3

Ascendiendo por la ruta normal, a 6.000 metros

Ascendiendo, antes de anochecer

Zonas muy duras en el descenso

Luis, durante el descenso, con la tapia de 4.000 metros debajo...

Laberintos de seracs y grietas durante el descenso

En la parte baja de la pared, sus compañeros se encontraron con él y pudieron documentar la última parte desde cerca

Giros en el Diamir

La tapia ya estaba vencida

Tags: Alpinismo

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Síguenos

Artículos más recientes

Comentarios

Para introducir un comentario debes identificarte en Barrabes.com. Haz click aquí para identificarte.
No existen comentarios para este artículo.

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International