Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 09 de Agosto de 2011

La Fundación Felix Iñurrategi pide ayuda para el valle de Hushé tras las últimas inundaciones

Una nueva oleada de avalanchas destroza el pueblo de Talis, en el Karakorum, en la recta final del proceso de reconstrucción que la Fundación Felix Baltistan realizaba tras las inundaciones del verano pasado. Hay víctimas, se han destruido 129 viviendas que albergaban a 1000 personas y se ha perdido la cosecha de trigo. Se detiene la reconstrucción para ayudar a las necesidades urgentes de las familias que lo han perdido todo.

El sábado día 30 de julio de 2011, a las 4:30 p.m. nuevas avalanchas de lodo y piedras engulleron el pueblo de Talis por segunda vez.

Este fenómeno que tuvo lugar por primera vez en Agosto del año pasado, se ha vuelto a repetir, pero con un impacto devastador casi cuatro veces mayor. Los ancianos del lugar no recuerdan nada parecido, pero lo que menos se esperaban es que este año volviese a pasar lo mismo. El desastre ha tenido como resultado la destrucción de129 hogares que albergan alrededor de 1.000 personas. A ello se le suma las pérdidas de alrededor de 50 hectáreas de trigo que se encontraba a una semana de ser cosechado centenares de albaricoqueros y miles de árboles de uso en la construcción.

Tras un año de duras labores de reconstrucción de la catástrofe del 7 de Agosto de 2010, apenas a una semana del aniversario, el fenómeno se repite pero con mucha más agresividad.

Felix Baltistan Fundazioa (FBF) y la ONG local (FIFBM) han trabajado duramente en el proceso de reconstrucción del pueblo de Talis, sobre todo reconstruyendo en zona seguras 35 nuevos hogares para las familias que perdieron su anterior hogar.

Sin embargo las fuertes avalanchas se han llevado por delante a otros 129 hogares y más de 50 hectáreas de trigales a punto de ser recogidas. El impacto en la comunidad ha sido devastador. Teniendo en cuenta que el pueblo de Talis está constituido por 306 hogares, se podría hablar que esta vez el lodo ha engullido la mitad del pueblo.

FIFBM (Felix Iñurrategi Fundation Baltistan Machulo) fue la primera organización que acudió a Talis el sábado pasado 30 de julio apenas empezaron a desprenderse las primeras avalanchas de lodo.

Dirigidos por Ibrahim Rustam (creador de la fundación del sur) y Basharat Ali (director del proyecto de educación en el sur) la comunidad de Machulo acudió en masa a Talis a hacia las 18:00 de la tarde, una hora después del inicio de la catástrofe.

“Mujeres, niños/as y ancianos/as lloraban en las calles, mientras arrastraban lo que habían podido recuperar de sus hogares” describe la situación Basharat Ali. Él intentó acercarse al rio, para poder ver con sus propios ojos y con la pequeña cámara que llevaba consigo la magnitud de las avalanchas, “vi la avalancha moviéndose hacia nosotros y el volumen era como una montaña…”.

Leer más y toda la información en la página web de la Fundación: www.felix-baltistan.org

Colaboraciones:

BBK: 2095_0000_70_9109159513
Caja Laboral: 3035_0150_01_1500030669
Kutxa: 2101_0038_51_0011074747

Sobre Felix Baltistan Fundazioa

La ONG vasca Felix Baltistan Fundazioa, junto con Felix Iñurrategi Foundation Baltistan Machulo (FIFBM), lleva diez años trabajando en cooperación internacional al desarrollo en el Valle de Hushé, en Pakistán, en la promoción del desarrollo humano, integral, endógeno y participativo de la personas de las comunidades del Valle de Hushé, en Baltistán, una aislada región de alta montaña en el norte de Pakistán.

La montaña, vínculo solidario

Las personas que componen la organización comparten la pasión y respeto por la naturaleza y en especial por las zonas de montaña, como Baltistán, en la cordillera del Karakorum, un mágico lugar que acoge al mayor número de montes de más de 6.000 metros del mundo, y donde se encuentran cuatro de los ochomiles; el K2, Broad Peak, Gasherbrum I y Gasherbrum II.

Valores tradicionalmente del mundo del montañismo como la solidaridad, el compañerismo, el respeto por la naturaleza, la constancia, el tesón, el trabajo duro y el optimismo, impregnan todo el trabajo de la Fundación.

Desde que la Fundación se creó en 2001 se ha tenido muy claro que el objetivo pasa por dotar a los habitantes de la zona de las capacidades e infraestructuras necesarias para que ellos y ellas promuevan y gestionen su modelo propio de desarrollo económico sostenible y equitativo para hombres y mujeres.

El trabajo de la Fundación

Felix Baltistán Fundazioa (FBF), junto con la organización local, Felix Iñurrategi Foundation Baltistan Machulu (FIFBM), trabaja por el desarrollo integral de todo el Vallé de Hushé, en las áreas de educación, agricultura fortalecimiento comunitario y desarrollo organizacional, salud, infraestructuras, turismo o género.

La formación humana y profesional es uno de los pilares de la Fundación, como llave para el desarrollo socio-económico de la población y también como herramienta de empoderamiento de las mujeres del valle.

De acuerdo con la filosofía de FBF, es primordial que el interés por desarrollar sus capacidades y mejorar su situación parta de las y los mismos habitantes del Valle; es su estructura local y asociativa la que debe liderar y ser la protagonista del proyecto. Cualquier proyecto debe estar basado en la corresponsabilidad, el mutuo condicionamiento y la coparticipación.

Se promueve por tanto, en la medida de lo posible, un desarrollo humano local que parte del encuentro entre la organización del Sur y la del Norte. Este encuentro se basa en el reconocimiento de la igualdad de derechos de ambos y en la defensa de los derechos humanos y la justicia.


Valle de Hushé


Se pueden observar Machulu y Talis, en el valle de Hushé. En la misma se ve claramente cómo dos comunidades tan cercanas puedan vivir una situación hidrológica tan diferente: el pequeño río que desciende a Talis está alimentado por tres glaciares.

Trabajadores de FIFBM y voluntarios de los pueblos vecinos intentan recuperar madera de los escombros.

Una madre de familia recoge las mantas y alimentos que reparte FIFBM

Jeeps de la fundación llegan llenos de alimentos.

FIFBM y agentes del gobierno local montando el campamento de Balegone.

Ultimando el montaje de una de las tiendas médicas instaladas en Talis.

Tags: Alpinismo

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Síguenos

Artículos más recientes

Comentarios

Para introducir un comentario debes identificarte en Barrabes.com. Haz click aquí para identificarte.
1 comentario

1. La Gata - 26 Ago 2011, 20:37
Ese es el punto trabajar para el desarrollo integral de una zona determinada;"¿no hay forma de empujar a los banqueros grandes empresario" a dar la cara en estos proyectos tan necesarios, no se mojan, no, menos mal que siempre hay personas solidarias que a portan lo que puede, y gente como vosotros que se fijan metas reales y no piden nada a cambio. Concha

Informar de comentario ofensivo
Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International