Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | NOTICIAS | 13 de Enero de 2012

Fin a la noche ártica para José Mijares y Lonchas: tras 46 días, ven el sol por 1ª vez en su travesía de Laponia

Por  |  Comentarios (1)  | 

Desde el 26 de noviembre, fecha en la que comenzaron su gran travesía de Laponia a través de Rusia, Finlandia, Suecia y Noruega, no habían visto el sol. El pasado lunes terminó la noche ártica: durante un rato, el sol asomó por el horizonte. Han recorrido ya unos 1.000km, la mayoría improvisando debido a la extraña climatología del invierno. Nos lo cuenta José, con extensa galería de fotos. Parten de nuevo con comida para 21 días, para terminar la travesía

Hablamos con José Mijares. Son ya 53 días de travesía por Laponia desde que el día 26 de noviembre partiera de la ciudad rusa de Murmansk, en su intento de cruzar Laponia en su totalidad durante la noche ártica: 1.500km a través de Rusia, Finlandia, Suecia y Noruega. Cuando una travesía así se afronta, se sabe que es muy probable que las circunstancias modifiquen los planes. Pero este invierno ha sido especialmente extraño. Principalmente por su incomparecencia. No son las tierras meridionales del continente las únicas que han sufrido su ausencia prolongada.

Estas circunstancias han obligado a José a dar grandes rodeos, elegir nuevas rutas desconocidas, la mayoría por la montaña en lugar de por las zonas bajas, y además le ha traído otros problemas añadidos que nos cuenta. Al principio encontró los cuarteles de invierno en los que se escondía la estación por estos desvíos, hasta que tras larga espera de 6 semanas, el frío ha llegado con fuerza.

El pasado lunes, tras 46 días, el sol asomó tímidamente por el horizonte, marcando el final de la noche ártica. José no ocultó su emoción, como podéis ver en las fotos.

Ahora, con comida para 21 días, Lonchas y José encaran la última parte de la travesía. En este tiempo no tendrán oportunidad de escribir.

No os perdáis la galería de fotos que ha conseguido mandarnos, porque es de una belleza extraordinaria.

“Cuando terminamos la ruta en bici por Rusia y llegué a Ivalo, el invierno no llegaba y en vez de poder ir por el lago Inari, sin hielo suficiente, tuve que replantearme la ruta por el bosque ¡y sin esquís! Pero esto estuvo bien, porque me hizo conocer lugares nuevos. Lonchas y yo tardamos 3 días, y sufrí mucho, porque no había nieve suficiente como para calzarse las tablas, pero había demasiada como para caminar cómodo. Ese punto intermedio tan nefasto, ya sabéis.

Desde Inari partí a mi siguiente etapa, Karasjok (Noruega). Decidí probar con unos esquís viejos, para que no me diera pena romperlos, pero los rompí muy pronto. Nos costó una semana llegar a este lugar, algo agobiado porque me esperaban los del programa Madrileños por el Mundo. Tuve que estar 3 días con ellos grabando, lo cual aunque no lo parezca cansa mucho.

Por fin salimos de Karasjok, pero las condiciones no eran mejores. La falta de nieve y el hielo roto provocaron dos cosas: que yo me metiera un “hostión” monumental con mis nuevos esquís, y que Lonchas se hiciera 2 tajos en 2 patas. Vino a ayudarme un famoso musher de Karasjok, y le puso un punto en cada tajo, pero venía a ser como abrocharse una camisa con un solo botón.

Aún así lo intentamos. Partimos de nuevo rumbo a Kautokeino y nos encontramos con que el río estaba prácticamente descongelado, por lo que no podíamos transitar por él. Aprovechando que estábamos al lado del pueblo, buscamos la carretera y nos fuimos en coche, 75km hasta Kautokeino. El problema principal era Lonchas: no podía andar así, y además hasta este lugar el veterinario sólo va un día a la semana, el viernes. Y estábamos a jueves. Así que teníamos que llegar sí o sí.

El veterinario le curó y nos ordenó 3 días de reposo. Los aprovechamos para descansar.

Cuando tuvimos que reanudar nuestra ruta...¡más de lo mismo! Ríos deshelados, bosques casi sin nieve...tuve que decidir tirar por la alta ruta, la de las montañas. Me pegué una paliza de muerte. Fueron 15 días solos por la montaña, y no 10 como había previsto. Porque encima el señorito Lonchas estaba convaleciente, así que tenía que cargar yo con todo. Lo tenía que atar, como véis en alguna foto, para que sus vacaciones no fueran completas, y no abandonara la travesía constantemente para dedicarse a una de las dos cosas que más le gustan: perseguir renos. La otra cosa que más le gusta es dormir, como también veréis en alguna otra foto.

No llegamos a tiempo a Kilpisjarvi para celebrar la Nochevieja. Pero de camino pudimos hacer cima en el pico más alto de Finlandia: el Halty. Tiene sólo 1.331m de altura, pero está a 60km del primer lugar habitado, y en invierno especialmente es un lugar muy desolado, aunque bellísimo, como podéis ver en las fotos.

Una vez que llegué a Kilpisjari, la siguiente etapa me ha traído hasta aquí, Kiruna. En un principio era una etapa normal por un lago congelado...pero tal y como estaba el hielo, casi agua...otra vez palizón. Me he tenido que desviar de nuevo. Pero finalmente es algo que estoy agradeciendo, aunque endurezca tanto la travesía: son rutas nuevas, desconocidas, sumamente solitarias y aisladas, y principalmente preciosas.

El pasado lunes, tras 46 días, la noche ártica finalizó. No os podéis imaginar lo que sentí cuando después de mes y medio, por primera vez vi el sol. Un pequeño amanecer, como podéis ver en las fotos, que me emocionó profundamente, después de tanto tiempo.

Os puedo enviar estas fotos y contaros esto a grandes rasgos. Voy corto de tiempo, así que en 30 minutos, con comida para 21 días, partimos hacia Nikaluokta, desde donde subiré al Kebnekaise, el monte más alto de Suecia, y de toda Laponia. Creo que en un tiempo bastante largo no voy a poder escribiros ni enviaros nada...

Y como siempre, quiero aprovechar para dar las gracias a Visit Norway, Devold y Barrabes que nos habéis ayudado a que nuestro viaje resulte más agradable."


José Mijares


Tras 46 días de travesía, el sol asoma por 1ª vez por el horizonte: fin a la noche ártica



José Mijares
Tras 46 días, el sol asoma por primera vez en el horizonte: fin de la noche ártica
José Mijares
Lonchas posa ante el 1º amanecer tras la noche ártica
José Mijares
Primer momento tras el fin de la noche ártica
José Mijares
Por algo la Laponia sueca es Patrimonio de la Humanidad
José Mijares
Preciosa bruma en un día especialmente bello y frío
José Mijares
Encuentran unas huellas de moto de nieve que les ayudan en su camino durante un rato
José Mijares
Una cabaña que encontraron bajo la luna y que les permitió pasar una noche calientes
José Mijares
Junto al lago está Kilpisjari, frontera entre Noruega y Suecia
José Mijares
En territorio finlandés
José Mijares
Cabaña al pie del Halty, a 1.000m de altura. La más alta y fría de Finlandia.
José Mijares
La cabaña al pie del Halty
José Mijares
Grandes desolaciones se contemplan desde la cima del Halty: el primer lugar habitado está a 60km
José Mijares
Lonchas en la cima del Halty
José Mijares
Frío amanecer
José Mijares
Por el hielo
José Mijares
Mucho hielo y poca nieve
José Mijares
Lonchas...
José Mijares
José Mijares y Lonchas
José Mijares
Lonchas se toma el concepto de pausa al pie de la letra, con unas siestas de campeonato

Tags: Alpinismo

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Síguenos

Artículos más recientes

Comentarios

Para introducir un comentario debes identificarte en Barrabes.com. Haz click aquí para identificarte.
1 comentario

1. Rokito - 16 Ene 2012, 09:43
¡que pasada de actividad! ¡y que compañia! seguro que da gusto viajar con el... Enhorabuena.

Informar de comentario ofensivo

Artículos relacionados

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International