Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | ENTREVISTAS | 03 de Noviembre de 2005

Gerlinde Kaltenbrunner: “No quiero compararme con nadie”

Por   | 

Junto a la española Edurne Pasabán, la austriaca Gerlinde Kaltenbrunner es la mujer con más cimas de ochomil metros, después de igualar este año los ocho que tenía la mítica escaladora polaca Wanda Rutkiewitz, ya fallecida. “No quiero compararme con nadie”, advierte sin embargo la austriaca.

Foto: www.amical.de 
Kaltenbrunner tiene ocho cumbres de ochomil metros 

Ahora pretende volver al Himalaya, aunque en esta ocasión no busca escalar un ochomil, sino el Cholatse, de 6.440 metros. “No pienso en los 14”, asegura Kaltenbrunner. “No quiero ninguna clase de carrera”.

¿Cómo fue su octavo ochomil? ¿Qué sintió?

Mi último pico de ochomil metros, el Gasherbrum II, fue muy duro porque había mucha nieve. Pero al final tuvimos algunos días muy buenos y pude llegar a la cima con dos italianos. Estoy muy feliz de aquella escalada, ¡nadie creía que pudiéramos alcanzar la cumbre! Fue especialmente bonito cuando bajé al campo base en una noche con luna llena, fue místico… inolvidable. Tras 30 horas volví al campo base.

¿Siente más responsabilidad siendo la mujer con más ochomiles escalados?

No siento más responsabilidad. No pienso en eso. Tampoco siento presión. Para mí da lo mismo ser la primera, la segunda o la tercera mujer en el “ranking” de los ochomiles.

Ha igualado a la polaca Wanda Rutkiewitz, ¿fue ella la mejor? ¿Tuvo alguna inspiración que le empujara a la montaña?

Wanda Rutkiewitz fue por supuesto una persona notable, por la manera en la que hizo muy buenas escaladas, como por ejemplo el Annapurna I en invierno. Desafortunadamente no la conocí en persona, así que no puedo decir nada sobre su persona. Pero no quiero compararme con nadie. Cuando era una niña de siete años ya estaba feliz con la posibilidad de ir a una montaña. En Austria vivo en las montañas, así que era fácil ir a menudo. El párroco de mi pueblo era un buen escalador. Con él, fui muchas veces. Con él hice también mi primer viaje de escalada. Con 15 años vi una proyección sobre el K2. Desde ese momento estuve segura de que un día intentaría escalar un ochomil.

¿Le gustaría ser la primera en lograr los 14?

No pienso en eso. Para mí es muy importante escalar siempre sin porteadores de altura y, lo más importante, sin oxígeno artificial.

Foto: www.amical.de 
La austriaca quiere escalar siempre sin oxígeno 

¿Conoce a Edurne Pasabán? ¿Qué puede decirme de ella?

Conozco a Edurne. La conocí en la “Ispo” en Múnich. Esta temporada, cuando escaló el Nanga Parbat estuvimos en contacto vía teléfono satélite. Para mí es una persona muy agradable. Me puse muy contenta cuando oí que había tenido éxito en el Nanga. ¡Felicidades otra vez! Quizá alguna vez tengamos la oportunidad de escalar juntas. Este año no fue posible en el Broad Peak.

¿Se sienten en una carrera?

¡Por supuesto que no! Yo disfruto escalando sin presión. No quiero ninguna clase de carrera. Escalar montañas no es como una carrera de bicicleta de montaña. No compito contra nadie, tampoco contra la montaña. No quiero ser la ganadora de algo o sobre alguien. Escalo montañas porque el alpinismo es mi gran pasión, mi vida.

¿Cuál es el que más teme de los ochomiles que te faltan?

No lo temo, pero tengo dudas sobre mis pies, por las muy bajas temperaturas, en el Everest. Sólo intentaré escalarlo sin oxígeno. Ante las dificultades técnicas, como por ejemplo las del K2, no tengo miedo. Me gustan las partes técnicas. Pero por supuesto será una escalada muy dura.

¿Cuál es hasta ahora su peor y su mejor recuerdo del Himalaya?

Tengo muchos recuerdos del Himalaya. Uno de los mejores es la expedición a la vertiente norte del Kangchenjunga en 2003. No tuvimos éxito, pero fue realmente fantástico. Estábamos completamente solos en un campo base maravilloso y podía ver todo el tiempo desde mi tienda la cima, cuando el tiempo estaba despejado, claro. Los malos recuerdos están siempre relacionados con las caídas de algún escalador, como el año pasado en el GI.

¿Sabe ya a dónde irá en su próxima expedición?

Mi próximo objetivo es escalar entre noviembre y diciembre el Cholatse en el Khumbu. Una montaña fantástica, una ruta exigente. Escalaré con mi compañero Ralf (Djumovits). ¡Somos un equipo perfecto! Estoy ansiosa por volver a Nepal.


Síguenos

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Artículos más recientes

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International