Política de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación y servicio. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies
Portes Gratis
a partir de 60 €
ACTUALIDAD | TÉCNICA Y PRÁCTICA | 25 de Septiembre de 2001

Las hamacas de pared

Por   | 

Pocas actividades son tan satisfactorias o tan duras en la montaña como dormir en la pared.

 

Pocas actividades son tan satisfactorias o tan duras en la montaña como dormir en la pared. Podemos tener tres posibilidades:

  • dormir porque se nos ha hecho de noche y no podemos ni seguir ni descender. Situación comprometida
  • dormir en una amplia repisa
  • dormir en hamaca.

Si nos ponemos en esta tercera situación, más vale que nuestra hamaca sea lo suficientemente confortable y segura como para no pasar miedo.

Aunque a la hora de comprarla nos parezca excesivo el precio, una vez analizados los materiales y el diseño nos damos cuenta de que ese es su precio. Además, cuando estás colgado allá arriba no te acuerdas del precio. Quieres garantías. A todos se nos apetece hacerla nosotros. Pero de apaños caseros en escalada, los justos.

Materiales

El material del que está hecho el bastidor debe ser ligero y muy resistente. Un aluminio de clase especial que recupera su forma original cuando no soporta carga. Como mínimo debe aguantar más de 400 kg. y recuperar su forma (es decir, sin quedarse doblado) al retirar la carga. Además, debe encajar perfectamente en los codos, pues debe montarse de forma lo más sencilla posible cuando estás colgado en la pared.

El tejido de la hamaca debe ser un poliester de alta tenacidad, con alta resistencia a la tracción y al desgarre. Existen tejidos que contienen un hilo en forma de cuadrados o diamantes que le dan mucha resistencia con poco peso. Los refuerzos de los tubos pueden ser en cordura 1000, teniendo que ser superior, por lo menos cordura 2000, el refuerzo del bastidor que va en contacto con la pared.

Los tirantes debes ser fuertes y con un tensor metálico, pues los de plástico pueden romper. Hay que tensar bien las cintas, para que soporten todas la misma carga y no recaer sobre el fondo. todo nuestro peso. Si las cintas tienen numerosos bucles tipo "daisy chain" mejor que mejor, pues no servirá para colgar numerosos objetos. Unos bolsillos en los triángulos separadores (en las hamacas dobles) pueden tener bolsillos para guardar algunos valiosos objetos (como las gafas).

 

El suelo deberá llevar algunos agujeros para evacuar el agua por si llueve. Por esta razón siempre dormiremos con colchoneta o esterilla, para que nuestros riñones no se hielen por debajo.

Dimensiones y Peso

En las dobles entre 1,90 y 2,00 metros de largo y más de 1 metro de ancho por lo menos. El peso será el menor posible teniendo en cuenta sus dimensiones y materiales.

Doble o Simple

A no ser que seas un escalador solitario empedernido, lo mejor es una hamaca doble, pues la diferencia de precio entre una simple y una doble no es tan grande. Algunos fabricantes ofrecen una solución, que es colgar de la hamaca simple otra sin bastidor a modo de gran guíndola. Pero, os lo aseguro, da mucho miedo. También sirve para cuando las cordadas son de tres escaladores, colgando de la hamaca doble.

Dobletecho

Pueden ser de dos clases:

  • de tormenta, el cual nos rodea por todas partes la hamaca, cerrándose completamente por abajo. Tiene que ser impermeable y transpirable, con una considerable columna de agua. Dos puertas, una a cada lado y cremalleras fuertes.
  • Ligero, de menos peso no nos cubre por debajo, pero se monta muy rápido al encajarse en las cuatro esquinas de la hamaca.

Sea cual sea, si llevamos el dobletecho lo debemos dejar preparado para poner de forma rápida. Normalmente se cuelga del mismo anclaje superior de la hamaca recogido a modo de alcachofa, para tener que solamente desplegarlo y tensarlo en momento de urgencia. Hay que atender a que no sea el dobletecho quien soporte nuestro peso. Para conseguir esto nos fijaremos en tensar suficientemente las cintas de la hamaca.

 

La funda

Importante detalle a tener en cuenta. Tiene que caber la hamaca de forma justa, pero no demasiado como para que nos complique recoger la hamaca. Tiene que estar fabricada de un material muy resistente al desgarro y llevar las cintas de izado reforzadas. Estas cintas de izado tienen que estar equilibradas para que el conjunto suba de forma vertical.

Otras consideraciones
  • Antes de usarla en pared es obligado montarla y desmontarla varias veces a ras del suelo para familiarizarnos con ella.
  • Colgaremos la hamaca del punto fuerte de la reunión, es decir de la triangulación principal.
  • Siempre estaremos en la hamaca asegurados y con el arnés puesto. Normalmente, por debajo del punto de anclaje principal de la hamaca hay otro en forma de bucle hacia abajo. Es sobre éste en el que nos tenemos que autoasegurar.
  • Reasegurar la hamaca y, de paso, a nosotros mismos.
  • Lo más divertido es entrar y salir de la hamaca. Para evitar vaivenes es bueno anclar la hamaca por abajo.


Síguenos

Buscar en el archivo

Texto a buscar

Por fecha

  

Por categorías









Artículos más recientes

Suscríbete al Boletín
Suscríbete al Boletín Barrabes y sé el primero en enterarte de nuestras novedades.
Síguenos
Mantente al día de la actualidad de Barrabes desde las redes sociales.
Tiendas Barrabes
Visita nuestras tiendas y disfruta de unos espacios únicos.
¿Necesitas ayuda?
Envíanos tu consulta
ESCRÍBENOS
o llama al
902 14 8000
o con tu tarifa plana al 974 215 497
(Horario: Lunes a Viernes de 9h a 19h.)
España  |  France  |  Deutschland  |  United Kingdom  |  Sverige  |  International