Dani Arnold, norte del Petit Dru, 900m, TD+, en 1:43h. Finaliza su proyecto de las 6 grandes nortes alpinas

El suizo Dani Arnold escala en solitario la norte del Petit Dru en 1 hora y 43 minutos, y consigue el tiempo más rápido en las 6 grandes caras norte de los Alpes.

Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
El pasado 15 de agosto, el suizo Dani Arnold escaló en solitario la cara norte del Petit Dru a través de la vía Allain-Leininger, 900m, TD+, en 1 hora y 43 minutos, tiempo más rápido conocido para esta ascensión.

De esta manera completaba su sueño en las 6 grandes caras norte de los Alpes. “Un proyecto muy grande llega a su fin. Todo empezó con el récord en la cara norte del Eiger el 20 de abril de 2011. Y ahora, 10 años después, he conseguido escalar la sexta y última gran cara norte de los Alpes en velocidad y en solitario, el Petit Dru”. Entre medio, Matterhorn en 2015, Piz Badile en 2016, Grandes Jorasses en 2018, Cima Grande di Lavaredo en 2019, finalizando este 2021 con el Petit Dru.

Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
Excepto la norte del Eiger, que aunque en su momento Arnolds tuvo el FKT, Ueli Steck lo escaló más rápido que él en 2015, todas ellas son el tiempo más rápido conocido a estos monumentos alpinos.

La vía elegida en el Petit Drues la original con la que en 1935 abrieron esta montaña los franceses Pierre Allain y Raymond Leininger. Para conseguir ascenderla en este tiempo ha visitado y escalado en varias ocasiones la pared, la última de ellas el pasado mes de junio en 10 horas, junto a Roger Schäli. En ese momento, había mucha nieve y hielo, y era evidente para Arnolds que tenía que esperar a que deshelara. Lo cual le enfrentaba al gran problema de esta pared: si está helada, la escalada se ralentiza mucho, pero si deshiela mucho, comienza la gran caída de piedras, que puede acabar con grandes desprendimientos. Encontrar el momento exacto era la clave de esta actividad.

Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
Y ese momento llegó el pasado agosto: a pesar de que ese mes es conocido por la caída de piedras en la pared, las condiciones excepcionales de este año permitieron la escalada. “Estaba convencido de que solo lo haría si todo estaba perfecto”. Y a las 8:46am del 15 de agosto comenzaba a escalar, mientras un helicóptero le grababa.

“La primera parte de la pared es un terreno medianamente fácil, técnicamente no difícil, pero muy comprometido. Después se pone más vertical, y cada vez me sentía mejor. Uno de los peores lugares fue una chimenea húmeda que tuve que superar quitándome la mochila y recuperándola. Evite un diedro helado a través de una línea que descubrí con Roger, más expuesta y técnicamente más difícil, ¡pero al menos seca!”. Poco a poco fue superando la muralla y 1 hora y 43 minutos después de partir, llegaba a cumbre. “Encontré mi ritmo y fui rápido, pero no miré el reloj en ningún momento”, afirma el suizo.

1 mes después, Dani Arnold empieza a ser consciente de lo realizado. “Hace apenas unos días que he empezado a darme cuenta de que he conseguido el tiempo más rápido en cada una de las 6 grandes caras norte de los Alpes, y he sentido algo de orgullo por ello. Más de 10 años después, lo que empezó en la cara norte del Eiger finaliza en el Petit Dru. No podría imaginar un mejor final”.

www.daniarnold.ch
Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold
Dani Arnold, durante su escalada en el Petit Dru. Foto: FB Dani Arnold

Deja tu comentario

Sé el primero en comentar este artículo.